METALITERATURA

Revista de literatura

El futuro editorial y la tecnología

4/26/2017 Interesante

A pesar que el libro electrónico lleva ya su tiempo, ningún otro dispositivo le compite en resistencia al uso. Hay factores que provocan la situación, pero en la mayoría de los casos se alcanzó el salto tecnológico, por ejemplo, el celular, que ha logrado penetrar como ningún otro, con casi todos los mismos argumentos para no adoptarlo.

 
Por:   Abregú Ana

A pesar de que el libro electrónico lleva ya su tiempo, ningún otro dispositivo le compite en resistencia en cuanto a su uso. Hay factores que provocan esa situación, aunque en la mayoría de los casos se ha alcanzado el salto tecnológico, como sucedió con los celulares, que han logrado penetrar como ningún otro dispositivo con iguales argumentos para no adoptarlo. Por una parte, el libro es un objeto instalado en la sociedad tal como es, en su formato en papel, mientras que el celular vino a rellenar otros espacios, además de la telefonía.
La experiencia del papel es sin duda uno de los argumentos más sólidos de resistencia; yo misma, que tengo libros electrónicos y comprendo la utilidad y extensión que el medio digital facilita, prefiero el papel. Sin embargo, esa particularidad ronda el torno a un problema de percepción Ya que la tecnología actual puede imitar perfectamente el libro, hasta en su olor. El rubro libros es especialmente complejo porque, dentro de la cadena de intereses económicos, las editoriales y distribuidoras no encuentran espacio para operar.
Por años se ha hablado de la dictadura editorial, leemos en papel lo que ellas se avienen a editar y las razones de ese interés, desde el punto de vista de la editorial, es en una gran mayoría comercial, no cultural.
La revolución devendrá entonces desde otro espacio; las editoriales y distribuidoras no han encontrado el modo de participar en los nuevos formatos, no apoyan el proceso, y por lo tanto, hacen todo para detenerlo, principalmente, desentendiéndose, sin comprender que el cambio va a suceder y que ignorarlo solo los dejará afuera definitivamente. Por otra parte, la presión en relación con la producción de contenidos, tanto de autores como de comentaristas en redes sociales y otros medios, va tomando ese espacio que, de otro modo, nadie ocupa.
La autoedición y los medios en los que se consiguen obras digitales, gratis o no, van empujando el mercado en esa dirección. Asistimos a los desesperados actos de los últimos dinosaurios por detener la ola.
Estas jornadas que estoy publicando, son un intento de Daniel Benchimol, conocido referente en la difusión del negocio editorial, de emitir un llamado de atención, con propuestas para que las editoriales despierten y comiencen a participar y a sumarse a la revolución tecnológica. En el marco de la Feria Internacional del Libro, edición 43, año 2017. Primer día, 25 abril, en el marco de las Jornadas Profesionales. 12 hs.

 

Video: https://youtu.be/X-SqZNYoZMA

 

 

Respecto a la siguiente jornada, hubo un combo de proyectos editoriales o que rozan el rubro, directa o indirectamente, con propuestas imaginativas, interesantes, experimentales. Sin embargo y en mi opinión personal, aún no hay una situación equilibrada que le convenga a todo el circuito que genera el libro.
El autor es el gran perdedor; el autor por el momento está sujetado a las editoriales, que se lleva la parte del león, dejándolo en una situación injusta; a la que se le agrega ahora, la intromisión tecnológica.
En el siguiente video, se presentan fórmulas que provienen de editoriales, para seguir en el negocio, generando, además de la poca utilidad que le llega al autor, propuestas que promueven la delegación voluntaria de contenidos, bajo el concepto “colaborativo”. Pero ese modelo no sólo hace que el autor siga ofreciendo sus contenidos con poca retribución económica, sino que ahora compite con los yupies tecnológicos que aportan al proceso ventajas respecto a las formas en que se está educando al futuro lector.
Desde Metaliteratura, estamos pensando en alguna alternativa que cambiará estos paradigmas, atendiendo a otra perspectiva: la del autor. La política es ofrecer contenidos al autor, sin venderles nada, no hay publicidad ni convenios mercantiles, el criterio único que se sostiene es el de la calidad.
Consideramos importante que nuestros lectores tengan la posibilidad de ver estos videos, porque en ellos se encuentran las ideas y conceptos que están analizando las editoriales y por lo tanto, las ideas con las que competiremos cuando estemos preparados para ofrecer una alternativa que beneficie al autor, antes que al negocio editorial. El video es de la Feria Del Libro, 2017, en el marco de las Jornadas profesionales, 26 de abril, segunda jornada, 12 hs.

 

https://youtu.be/yS0iN8GUcvY

 

Licencia Creative Commons
Este obra est bajo una Licencia Creative Commons Atribucin-NoComercial-SinDerivadas 3.0 Unported.